Tengo miedo de decir mi idea de negocio

Es muy común que al inicio del emprendimiento tengamos una idea de negocio y nos entre mucho miedo de decir la idea y que alguien nos la pueda robar. ¿Por qué pasa esto? ¿Me pueden robar mi idea? ¿Debo compartirla?



Esto nos pasa a todos los emprendedores cuando iniciamos, valoramos tanto nuestra idea y nos empezamos a enamorar tanto de ella, que llegamos al punto de no querer compartirla por miedo a que alguien nos las vaya a robar. Me paso a mí como emprendedor y ahora que recibimos muchas ideas veo la misma constante en los emprendedores.


No decir la idea te puede estar limitando

Este miedo muchas veces es el causante de que nunca nos animemos a emprender y no demos ese primer gran paso, ¡Empezar!


Cuando tenemos la idea bien guardada y no la compartimos a nadie, las cosas no suceden tan rápido, vamos por la vida del emprendimiento con mucha cautela, cuando el mundo del emprendimiento y de las startups es demasiado rápido y ágil.

El mayor dolor llega cuando descubrimos que alguien en cualquier parte del mundo está haciendo lo mismo que nosotros o algo muy parecido, nos entra más miedo e incluso resentimiento. ¡Esto es lo peor que podemos hacer!


Una de las primeras cosas que tienes que hacer cuando tienes una idea, es entrar a Google a buscar en TODO el mundo, ¿Qué están haciendo respecto a esa innovación? ¿Quién la está haciendo? ¿Dónde la están haciendo?.

No le debemos tener miedo a la competencia, ¡todo lo contrario! si están haciendo algo similar en el otro lado del mundo es buena noticia por que quizá, ya hay una validación real de usuarios reales, lo único que tienes que hacer es ¡Empezar!


Usalo cómo gasolina para dar ese primer paso

Dicen que si tenemos una idea es porque probablemente alguien más en todo el mundo ya la tuvo.

Yo les pudiera decir: no tienen idea cuántas personas llegaron con nosotros a decirnos, ¡woow yo tenía la misma idea! aquí la pregunta es ¿Por qué no la hicieron? Al final del día con la idea de Laudrive no estabamos inventando el hilo negro, ni era algo demasiado revolucionario.


Y así es como lo tienes que tomar, es probable que cuando emprendas te encuentres con personas que tienen las misma idea, pero lo que realmente vale es, ¿Quién va más adelantado?, ¿Ya validaste que esa es una buena idea? ¿Ya empezaste?


¿Se puede patentar mi idea?

Esta es una de las principales formas de querer blindar nuestra idea, pero las ideas no son patentables, lo que es patentable es algún producto o algún proceso que estes creando, la marca que estes creando pero la idea por si misma no es patentable.

La mejor forma de blindar tu idea sin duda alguna es ¡ejecutarla!

Discutiendo este tema entre nuestros emprendedores de Rocket-U salieron algunas buenas estrategias que se pueden utilizar:

  • Di tu idea en general y guarda los detalles finos para cuando tengan más confianza

  • Ten "malicia indígena", elige ¿a quién y a quienes? les vas a decir tu idea


Las ideas no valen nada, lo importante es ejecutarlas

Y esa es la mayor reflexión, ahora que recibimos muchas ideas, no saben cuántas ideas son similares, y cuántas ideas no se ejecutan. Se quedan en eso, en "ideas".


Por eso no debes tener miedo de decir tu idea de negocio, porque ¡las ideas no valen nada! Lo que realmente vale es llevarla a cabo, empezar a ejecutarlas, crear la versión más rápida y fácil para saber si realmente es una buena idea o no.


Empieza a hacer todo lo contrario, empieza a decir tu idea y veras cómo te entra presión por ejecutarla y llevarla a cabo. ¡Hazlo!

¡No pierdes nada por intentarlo!




Escrito por:


Luis Fernando Montes De Oca


Twitter


@LF_MontesDeOca




116 visualizaciones1 comentario

Entradas Recientes

Ver todo